06 agosto 2012

Preciosas vistas al mar desde Altea

Paseando por la playa de Albir podemos llegar a la localidad vecina de Altea. Este pueblo me había llamado la atención ya desde que empezara a preparar las vacaciones, porque en las fotos aparecía con unas casitas blancas muy monas y una iglesia con una cúpula azul. Además, es capital cultural de la Comunidad Valenciana.

Bonitas las vistas de Altea, ¿verdad?

Podemos dividir Altea en dos zonas, como muchos lugares: una, la del casco histórico y la otra, la comercial, urbana (de zona azul en su mayoría, por cierto). Nosotros tiramos para lo histórico, donde nos encontramos unas tranquilas calles. Eso sí, con unas cuestas que daba gusto.

Una de las callejuelas de Altea

Paseamos por las calles solitarias hasta llegar a la iglesia que os decía, la Parroquia de Nuestra Señora del Consuelo. En el centro de la plaza había dos palitroques con un montón de trapos atados, y como me intrigó bastante, me acerqué a un lugareño a preguntar qué demonios era eso. Bien, no saqué mucho en claro, solo algo así como que en las fiestas se llevaban esos árboles a la plaza y la gente les ataba trapos y camisetas, como a ver quién llegaba más alto. No sé cómo colgaban tantas porque el arbolito parecía bastante endeble… Sin embargo, con mi trabajo de investigación me he enterado un poco más de qué va la cosa. Forma parte de l’arbret, donde los chicos llevan un árbol en vilo por todo el pueblo, le atan la ropa y cuando llegan a la plaza lo suben ahí con cuerdas. Podéis ver este vídeo que encontré para haceros un poco más a la idea.

L’arbret

Al asomarme por una de las calles colindantes descubrí lo que para mí fue lo más bonito: unas increíbles vistas al mar, ya que la “diadema” de Altea está llena de miradores. No digo más, juzgarlo por vosotros mismos con mis humildes fotos. 

Parroquia de Nuestra Señora del Consuelo
Vistas desde uno de los miradores




A parte del casco antiguo no vimos mucho más: el sol apretaba y con Coco malo no podíamos estar mucho fuera del apartamento. Aún así quise asomarme a la oficina de turismo por ver qué más cosas había allí, al menos si no las podía ver para informaros. Pero vamos, que la tía rancia de turismo no me informó nada, la falto tirarme el plano a la cara. Lo poco que sé es que durante los viernes de julio y agosto hay visitas guiadas gratuitas por Altea, y que si queréis informaros no os metáis en la web del Ayuntamiento de Altea, en esta que os pongo aquí vienen más cosas de la ciudad. Con este minipost para una miniexcursión, ¡me despido hasta la próxima!

Si te ha gustado este artículo, sígueme en  FacebookTwitterInstagramYoutube y Google + para no perderte ninguna novedad del blog.


12 comentarios :

  1. Pues sí ... sobretodo los amaneceres del mediterráneo tienen un brillo especial !

    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Desde luego! Aunque yo el que vi me pilló un poco nublado jejeje. Un saludo!

      Eliminar
  2. Pues tiene muy buena pinta el pueblo, me lo apunto!!! Un abrazo. ;-)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, tiene más cositas de las que yo he puesto aquí pero creo que lo que os he contado es lo de mayor encanto. Un abrazo! :)

      Eliminar
  3. Yo estuve en pleno agosto hace 2 a;os y lo pase tan mal debido al calor que tengo un recuerdo agridulce del pueblo, jeje

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nosotros por eso fuimos un ratito temprano, y luego a la piscina y a la playa jejeje, porque sino nos asábamos! Un saludo!!

      Eliminar
  4. Vaya con la tía plasta de turismo! Hay cada personaje en turismo que más que para ayudar e informar, parece que están para lo contrario!!! Bonitas fotos!!!
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pff pues todavía queda otro sitio que tela marinera... Voy a hacer un capítulo de terror en las oficinas de turismo mediterráneas... Jejeje. Gracias por lo de las fotos :) Un saludo!

      Eliminar
  5. Siempre me han hablado muy bien de Altea y por las fotos pinta genial, aunque anoto que si me llego mejor no pasarme por la oficina de turismo, porque menuda tía más antipática...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Quizás cuando vayas tú tengas más suerte :) El pueblo merece la pena, aunque si te consigues un plano por internet y te lo ves por tu cuenta, casi mejor por si acaso jejeje. Un saludo!

      Eliminar
  6. Un post muy chulo. Altea es un pueblo precioso. Para nosotros fue todo un descubrimiento. Por algo lo llaman la Cúpula del Mediterraneo.

    Saludos. :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Desde luego! A mí lo que me da pena es lo de la oficina de turismo, que en vez de ganarse a la gente es todo lo contrario.

      Un saludo :)

      Eliminar

Os recuerdo que no se publicarán comentarios con faltas de respeto e insultos ni con links publicitarios.
¡Gracias! :)