27 febrero 2014

Puente Viesgo y la Cueva de las Monedas

Paseando por Puente Viesgo

Una excursión cortita e interesante es a Puente Viesgo, un pueblo cántabro en el Valle del Pas. Destacado por albergar uno de los conjuntos de cuevas prehistóricas más importantes de la región, no tiene muchas más cosas, salvo una iglesia, un hotel, un río y unas casitas muy monas.

El río que atraviesa Puente Viesgo es el río Pas, y forma un paisaje bonito y relajante para pasear por el pueblo. Llegamos a la iglesia, donde ese día se celebraba una boda y no pudimos ver mucha cosa. Echamos un vistacillo rápido al interior y corriendo fuera.

Iglesia de Puente Viesgo

Interior de la Iglesia de Puente Viesgo

Hay un hotel-balneario famoso porque sus aguas brotan del manantial del río y tienen unas propiedades curativas muy buenas (en la web la llaman aguas mineromedicinales). Yo no tuve la oportunidad de probarlo en este viaje, espero poder probarlo en el futuro :) Pero en la zona hay hoteles que salen muy bien de precio.

Una vez visto todo esto fuimos a la oficina de turismo a preguntar qué más había por ver y nos dijo que las cuevas, o que si queríamos podíamos hacer alguna ruta a pie o en bicicleta. Después de mi experiencia ciclista por Santander, decliné gustosamente la oferta a pesar de que me asegurara que eran rutas en llano…

Visitando las Cuevas


Y nos fuimos a las cuevas. Están situadas a un pequeño paseo en coche (¿un par de kilómetros?) en el Monte Castillo. Preguntamos cómo sería la visita y los precios, y si veríamos la cueva de verdad o solo una recreación. Allí nos dijeron que había que reservar, que había varias cuevas y que podían visitarse todas o solo alguna en concreto, y se visitaban las cuevas originales. Nosotros nos decidimos por la Cueva de las Monedas, y la visita fueron 3€, un precio muy asequible.

Cueva de las Monedas

Ese día ya estaba todo lleno, pero tuvimos suerte porque una pareja había cancelado su visita en el último momento y nos dejaron pasar en su lugar, sino nos habríamos quedado sin ver la cueva.

La visita duraba unos 45 minutos y se pasaba en grupos de máximo 15 personas. La cueva estaba bastante bien, yo no había visitado ninguna de verdad antes de ese estilo, así que me gustó mucho. En un primer momento la cueva se llamaba “De los Osos” porque había restos de osos en su interior (qué originales jajaja), pero luego explorando de nuevo la caverna, descubrieron unas huellas que llevaban a un agujero que estaba lleno de monedas. Y fue entonces cuando pasó a llamarse Cueva de las Monedas :)

Cuevas del Monte del Castillo


La guía fue encantadora pero no terminó de convencerme… Me mató un poco que no supiera decirle a un niño qué es un bisonte O_O Por lo demás, la cueva nos la enseñó estupendamente. Las pinturas rupestres eran muy poquitas y estaban localizadas en un pequeño pasillo. Las pudimos ver cerquísima y apreciar cómo habían resistido el paso de los años. Y no pocos años, porque según la prueba del C14 llevan ahí desde 12.000 años a. C.

Salimos de la cueva, y mientras íbamos a la salida del recinto, de repente empieza a oler mucho a cabra… ¡Con razón! Como eso está en medio del monte se habían bajado a pastar por medio del camino. A mí me dio bastante respeto porque tenía unos cuernos… Por suerte rápidamente se subieron al monte de nuevo y pudimos salir.



Después de esto, el día había acabado turísticamente para nosotros y nos fuimos a casa a descansar. Al día siguiente nos esperaba un día duro, quizás una vía ferrata o un paseo por la montaña, así que nos convenía reposar un poco.


¡Hasta la próxima, viajeros!


OTROS RELATOS #POSTAMIGO:

14 comentarios :

  1. Estuve por allí pero por falta de tiempo no visité ninguna cueva. Para la próxima...
    Me ha encantado la foto de la cabra, ya te imagino a ti huyendo de la cabra y sus cuernos, jejeje.
    Un besito!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues merece mucho la pena ver la cueva, no es nada cara! Y sí, estuve a puntito de huir de la cabra jejeje. Un besito!

      Eliminar
  2. A mi también me faltó tiempo para ver tantas cosas. Puente Viesgo es un pueblo muy bonito en un entorno privilegiado. Que bonita la cabra (por no decir otro nombre jajaja)
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajaja, la cabra era muy fotogénica pero no veas qué susto xD un abrazo!!!

      Eliminar
  3. Anda qué guay la visita a la cueva! No sabía que había unas así por la zona. Cuando estuve en Cantabria me quedé con ganas de poder visitar las de Altamira, aunque entonces se visitaba una reproducción nada más. Pero con lo que me gustan a mí esas cosas de la Prehistoria!!!
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues hay varias por la zona, y están muy bien :) A ver si la próxima vez que vayas puedes concerlas. Un abrazo!

      Eliminar
  4. qué envidia! La foto de la cabra me encanta, vaya peligro que tiene! ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajaja, ya te digo. No veas qué sustazo! Un saludito!

      Eliminar
  5. Pues cuando estuvimos por la zona no nos acercamos a Puente Viesgo ni a la Cueva de las Monedas. Apuntado queda!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues sí, apuntadlo porque es buen sitio ;) Un abrazo!

      Eliminar
  6. Mira que da de sí Cantabria! anotado para cuando suba al norte la próxima vez.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya ves, yo todavía tengo un montón de sitios pendientes... Y eso que hice una buena ruta! :) Un abrazo!

      Eliminar
  7. Hola Arancha!

    Tomamos nota de la cueva para una próxima escapada cántabra.

    Menudo juego ha dado la cabra, jejeje...

    Un abrazo enorme.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si sí, la cabra creo que ha sido lo más importante del post, sin duda jajaja. Un abrazote Antonio!!

      Eliminar

Os recuerdo que no se publicarán comentarios con faltas de respeto e insultos ni con links publicitarios.
¡Gracias! :)